Cospedal anunció más recortes en Castilla La Mancha


María Dolores Cospedal anunció recortes y despidos
Han pasado dos meses y doce días desde que María Dolores Cospedal se convirtió en la presidenta de Castilla La Mancha. Ya  ha dejado claro que quiere reducir el déficit eliminando lo que una persona de su entorno denomina “la administración paralela”. Hay 75.000 empleados públicos y se calcula que 14.000 serán barridos. ¿Cómo? Suprimiendo directamente muchos de los que no son funcionarios, como los profesores interinos. Unos 3.000, se calcula.

Y habrá más acciones: se venderán los vehículos públicos, edificios, acciones en empresas y hasta el ente de televisión. Entre los recortes y las ventas, el presupuesto de la comunidad pasará de 8.600 millones a 6.800 millones. Un tajo del 20%. Cospedal dice que dentro de dos años, veremos los frutos.

No hay que ser un profundo analista para predecir que, si gana el PP el 20N, ésta será la medicina. Recortes de gastos  a escala nacional, para disminuir el déficit, sanear la economía y ganar la confianza de las instituciones internacionales.

¿Se puede imaginar la magnitud de ese recorte? Veamos: Cospedal dice que su comunidad tenía un déficit del 4,9% y lo tiene que reducir al 1,3% a fin de año.

Si consideramos que el déficit conjunto de las administraciones del Estado español era del 9% el año pasado, y debe reducirse al 3% en 2013, eso significa que nos espera “la madre de todos los recortes”.

Pero como toda fuerza ejercida en un sentido, tendrá su reacción en sentido contrario (lo decía Newton), también vamos a asistir a muchos meses de manifestaciones, movilizaciones y huelgas. En el PP lo saben desde hace tiempo. Temen incluso, que el movimiento 15M se dedique a golpearles directamente, según confesó hace poco un dirigente.

¿Y cuáles serían las armas del PP para contrarrestarlo? “Si lo explicamos bien, la gente lo entenderá”,  decía una persona del nuevo equipo de Cospedal.

No es la primera vez que se emprenden estos recortes gigantescos en España y cada gobierno lo ha explicado al pueblo a su modo. Cuando se puso en marcha el Plan de Estabilización de 1959, un funcionario del FMI avisó al general Franco de que eso supondría huelgas y manifestaciones callejeras. “Usted ocúpese del plan que yo me ocupo de la calle”, dijo el general. Era su método de “explicación”.

En tiempos de Adolfo Suárez se emprendió un duro plan de recortes y salarios. El vicepresidente económico Enrique Fuentes Quintana salió por televisión en 1979 y pronunció la mejor lección de economía popular que se recuerda. No le hicieron mucho caso porque España era un polvorín político y económico. Pero su discurso fue un ejemplo de comunicación.

Durante la reconversión industrial de Felipe González, necesaria para entrar en el Mercado Común, este país se convirtió en la Meca de las Huelgas.

En la primera etapa de Aznar se congelaron los salarios de los funcionarios y la obra pública. Se redujo el gasto del estado, pero al bajar la inflación, gracias a la reducción de tarifas de la luz, el teléfono y las tasas, y al introducir más competencia en los sectores, los españoles manejaban más dinero y las manifestaciones se atenuaron.

Los recortes de ZP no han producido gran confianza en los mercados, por lo cual este papel corresponderá al PP. Su filosofía es: si queremos que los prestamistas internacionales vuelvan a confiar en España, hay que demostrar que este país no dilapida su presupuesto.

¿Se podía haber hecho de otro modo?

Sí, antes. Y quizá ahora no estaríamos viviendo momentos tan duros.

Ahora parece que ya no hay más remedio. La pregunta es: ¿vendrá ahora ‘la madre de todas las huelgas’?

Fuente: LaInformacion.com


Si le gustó el artículo o le pareció interesante, lo puede compartir con sus familiares o amigos en las redes sociales o incluso lo puede imprimir.  A continuación puede encontrar Artículos Relacionados que quizás también le interesen:
Back To Top -->